La valentía de una detenida consigue cambiar las prácticas degradantes en una prisión Australiana

Miércoles, Noviembre 24, 2021

Una jurisdicción australiana está un paso más cerca de sustituir las requisas personales vejatorias de mujeres por el uso de escáneres, tras la publicación de un informe sobre un incidente crítico realizado por la Oficina del Inspector de Servicios Penitenciarios del Territorio de la Capital Australiana (ACT).

Rebecca Minty, la inspectora adjunta, narró lo ocurrido en el podcast Perspectivas de la APT. La Sra. Minty explicó que el informe se realizó para investigar una requisa forzosa de una mujer aborigena detenida en el Centro Alexander Maconochie de Canberra. La mujer había sufrido recientemente una agresión sexual y además padece de una grave enfermedad cardíaca.

El día de la requisa, se le había denegado la autorización para asistir al funeral de su abuela.

"Estaba muy traumatizada y se determinó que debía ir a la unidad de apoyo a la crisis de la cárcel para estar en observación, por su propia seguridad", dijo la Sra. Minty a la APT.

Sin embargo, se negó a que la registraran al desnudo, y cuatro agentes, que llevaban "esencialmente equipo antidisturbios", entraron en su celda para requisarla por la fuerza. Se produjo un prolongado forcejeo.

La Sra. Minty dijo que la revisión realizada por su Oficina determinó que, aunque había motivos de seguridad para la requisa, los métodos utilizados por el personal del centro violaban los derechos humanos de la mujer.

El informe calificó el incidente de "degradante y traumático" y recomendó que se comprara un escáner corporal para evitar el uso de requisas al desnudo en el futuro.

La Sra. Minty dijo que, aunque todavía no se ha recibido una respuesta oficial al informe por parte del Gobierno del Territorio de la capital australiana, "hemos oído que van a adquirir dos escáneres corporales en el próximo ciclo presupuestario".

Dijo que era un resultado extremadamente positivo y que fue impulsado por la detenida, que escribió públicamente sobre el calvario que vivió.

Su valor y su fuerza para dar la cara y hablar han logrado este cambio. Esperemos que menos mujeres tengan que experimentar lo que ella ha vivido porque ahora habrá un escáner corporal por el que puedan pasar.

Rebecca Minty, Inspectora adjunta, Oficina del Inspector de Servicios Penitenciarios del Territorio de la Capital Australiana (ACT)

La Sra. Minty dijo que cuando el Gobierno responda formalmente a las recomendaciones, la Oficina del Inspector de Servicios Penitenciarios del Territorio de la Capital Australiana asumirá la responsabilidad de supervisar su aplicación.

Este podcast forma parte de la campaña global de la APT sobre Mujeres y Prisión, que promueve la comprensión y la aplicación de las Reglas de Bangkok de la ONU. Durante los próximos tres meses, la campaña se centrará en el uso de requisas personales en los lugares de detención.