Annette Groth, Alemania

Para Annette Groth, diputada en el parlamento alemán y miembro de la Asamblea Parlamentaria sobre Migración, Refugiados y Personas Desplazadas del Consejo de Europa (APCE), es un deber actuar para que se produzca un cambio perentorio en la situación relativa a la detención de inmigrantes en Europa.

"En Europa, la inmigración es un problema político de gran envergadura, pero la mayoría de parlamentarios jamás ha estado en un centro de detención. Por esta razón, es muy importante alentar a los parlamentarios a que visiten estos centros. Sólo entonces conocerán la realidad y las condiciones inhumanas que imperan en muchos centros."

Annette Groth considera que el proyecto conjunto de la APT y el Consejo de Europa para instar a los parlamentarios a visitar los centros de detención de inmigrantes y guiarles en sus visitas ha contribuido a una mayor toma de conciencia sobre la importancia de realizar visitas.

"Fue una excelente iniciativa. El material elaborado es especialmente útil para los nuevos parlamentarios y debería ser objeto de una divulgación amplia."

En octubre de 2013, Anette Groth, junto con nueve miembros de APCE procedentes de distintos países, realizó una visita al departamento de deportaciones de la prisión del aeropuerto de Zürich-Kloten, acompañados por el Mecanismo Nacional de Prevención de Suiza y la APT. La visita brindó la oportunidad a los parlamentarios de reunirse y hablar con los detenidos, los miembros de la dirección y el personal de la prisión, incluido el personal médico.

"Tenía curiosidad por conocer con más detalle cómo los suizos gestionaban este tema. Su gestión difiere de lo que hacemos en Alemania. Creo que todos los parlamentarios deberían visitar, no sólo los centros de sus propios países, sino los centros a donde llegan inmigrantes en Bulgaria, Grecia, Italia, porque los parlamentarios tienen el poder de cambiar las cosas. Si no actúan ellos, ¿quiénes harán que las cosas cambien?"

El siguiente paso, a su juicio, será efectuar un seguimiento y continuar con la toma de conciencia a escala nacional, labor que podría llevar a cabo, por qué no, el Mecanismo Nacional de Prevención de Alemania.